Cuidados de plantas
Claves para la correcta compra de los productos de jardinería esenciales
Cómo ayudar a florecer a las plantas de interior
Como convertir un balcón pequeño en un pequeño jardín
Cómo cuidar y realizar el mantenimiento de una motosierra eléctrica
Cómo y cuándo podar un limonero: el mejor método
Consejos básicos para aprender a cuidar un jardín
Consejos para elegir las mejores plantas y árboles para ajardinar la piscina
Consejos para preparar el jardín para la primavera
Cuidados básicos
Luz de las plantas de interior
Pasos a seguir para crear tu propio huerto urbano
Tipos de cultivos hidropónicos
Trucos y consejos para cultivar marihuana en exterior
Riegos de las plantas de interior
Húmedad de las plantas
Trasplante de plantas de interior
Fertilización de las plantas de interior
Temperatura de las plantas
Período de reposo de las plantas de interior
Problemas frecuentes con las plantas
Plantas medicinales
10 hierbas medicinales para la eyaculación precoz
10 plantas medicinales para tratar las varices
5 plantas que se suelen confundir con la Cannabis sativa
Plantas medicinales adelgazantes
Plantas medicinales afrodisíacas
Plantas medicinales antidepresivas
Plantas medicinales antiinflamatorias
Plantas medicinales depurativas
Plantas medicinales relajantes
Plantas para eliminar verrugas
Principales compuestos medicinales del cannabis
Uso del cannabidiol para combatir la ansiedad y el estrés
Plantas de interior
Espatifilo
Ficus Benjamina
Kentia
Tronco de Brasil
Tipos de plantas
Arte floral
Las mejores plantas para decorar una boda
Tipos de plantas según el tamaño
Tipos de plantas según la reproducción
Plantas vasculares
Plantas no vasculares
Reproducción de las plantas
Plantas para favorecer la polinización
Reproducción de las plantas con flores
Polinización
Fecundación
Germinación
Reproducción de las plantas sin flores
Bonsáis
Cuidados de bonsáis
Poda de bonsáis
Poda de mantenimiento de bonsáis
Poda estructural de bonsáis
Bonsái Carmona Retusa
Bonsái Olivo
Bonsái Ficus Retusa
Bonsái Ficus Carica
Imágenes de plantas
Fondos de plantas
Fotos de plantas
Dibujos de plantas

Reproducción de las plantas Plantas para favorecer la polinización


La polinización es el proceso en el que se transfiere el polen desde los estambres hasta el estigma, fecundando así a los óvulos de la flor produciendo con ello semillas y frutos. Y un componente muy importante para la polinización, son los agentes externos, sobretodo los seres vivos que transportan ese mismo pole, pero a otras flores. De todos estos seres vivos que ayudan a la polinización, tenemos que destacar a los insectos y más concretamente a las abejas, teniendo la importancia polinizadora más destacada, tanto a nivel de sostenibilidad, como de biodiversidad.

Plantas para favorecer la polinización

Debemos pensar en la importancia de todos estos animalitos, ya que sin la polinización, cualquier tipo de cultivo no podría reproducirse. Por lo que la supervivencia de las plantas y del resto de seres vivos dependen en gran parte de un acto tan sencillo como este. 

En la actualidad, las abejas se encuentran en una grave situación de peligro de extinción, debido al llamado Síndrome de Colapso de Colmenas (CCD), causado por los químicos, pesticidas y cultivo de transgénicos. Por suerte podemos ayudar a que las abejas puedan seguir con su tan valiosa tarea. Si tienes un jardín o una zona donde poder plantar flores, te recomendamos que te hagas con algunas de las que vamos a mostrar a continuación, para que las abejas puedan “trabajar” y nutrirse con plantas y flore que les gusten. Y lo más importante, sin pesticidas o químicos que las enferman, ya que son sumamente sensibles.

No les tengas miedo, su presencia siempre suele asustar un poco, pero si las dejamos alimentarse de polen y néctar con tranquilidad no serán agresivas con nosotros. 

Si eres apicultor, ya sabes de toda la problemática acerca de la vida de las abejas, y de su alto valor en el mundo. Así que si quieres que tus abejas sean más felices y quieres hacerte con más  colmenas de abejas, tener una buena cantidad de este tipo de plantas y flores cerca de ellas, mejorará muchísimo la producción de miel y la felicidad de tus abejas.

Plantas aromáticas

A las abejas les encanta las hierbas aromáticas, sobre todo el romero o la lavanda. Si queremos atraer a estos insectos polinizadores, podemos incluir entre nuestras plantas algunas como el azafrán, el romero o la lavanda, para que se acerquen. Además, éste tipo de plantas aromáticas le harán poco grata la vida a la varroa, un ácaro que enferma a las abejas. Perfectas para ésta acción medicinal son las plantas ricas en timol, ácido oxálico, mentol y eucaliptol. Como por ejemplo son la ruda, las ortigas, la menta, borraja, orégano, albahaca, hierba luisa, tomillo, o eucalipto.

Flores de árboles frutales

Obviamente, esta opción no es la ideal para los que no tienen un terreno donde poder plantar algún árbol frutal. Pero si tienes un pequeño terrenito, planta algún frutal, ya que las abejas sienten especial predilección por las flores de los frutales. Por eso si tenemos almendros, ciruelos o cualquier otro frutal, no será raro verlas revolotear alrededor. Un árbol frutal que les encanta y que además es un árbol tan pequeño que podemos tenerlo hasta en una maceta, son los arándanos, perfectos para huertos urbanos o nuestros balcones. Además de ayudar al medio ambiente, también tendrás la recompensa de poder tener frutos del mejor supermercado del mundo, la tierra.

Vegetales

La abejas también aman las flores de los diferentes vegetales que podamos cultivar en nuestro huerto. Les encanta las flores del pepino, cebolla, cebollín, calabaza, calabacín, brócoli, coliflor… Las abejas puedan recolectar y dejar el polen de otras flores en tus futuros vegetales, harán que éstos tengan una calidad inmejorable. Serán más grandes y con mucho más sabor, que si crecieran en un huerto sin agentes polinizadores y con pesticidas.

Variedad de flores

Un aspecto clave para atraer abejas a nuestros cultivos o jardines, es que cuanto más variadas sean las flores en cuanto a tamaño, fragancia y color, más sencillo será llamar su atención. Además, lejos de atraer únicamente a una especie, conseguiremos ampliar el abanico de insectos que los acompañarán. Las flores que más gustan a las abejas son las petunias, amapolas, equináceas, áster, margaritas, claveles, geranios, rosas, caléndula o girasoles.


  

Aviso legal